Entrevistas

Detrás de cada Tapa, de cada gastrobar, hay un gran Chef, un restaurador, ¡descúbrelo!

Recetas de tapas y pinchos

Tapas tradicionales e innovadoras. Descubre el paso a paso para hacerlas en casa

Ferias de las tapas

Actualidad del tapeo en el mundo, a través de las principales Ferias, Eventos y Rutas de las tapas

Tendencias

Noticias sobre Chefs, aperturas de restaurantes, nuevas tapas, historia, biografías, etc.

Video recetas

Recetas de tapas y pinchos paso a paso en vídeo.

Home » Recetas de huevos y tortillas

Pimientos rellenos de tortilla de patata. Receta

Enviado por el 6 junio, 2011 – 10:004 Comentarios

La receta que os traigo hoy es un clásico entre los blogs de cocina. Y es normal. Es que estos pimientos rellenos de tortilla de patata son todo un éxito cuando los sacas a la mesa. Se trata del sabor tan conocido por todos de una tortilla de patatas con pimientos fritos, pero presentada de una forma visualmente muy atractiva.

Son un poco elaborados, pero no mucho más que una tortilla normal. En este caso he utilizado pimientos verdes italianos (eligiendo los más rectos y bonitos) mezclados con unos pimientos rojos de forma similar, para que el plato quedara más vistoso. El resultado ha sido espectacular.

Lo más cómodo y fácil es freír los pimientos, lo que además le da un sabor a pimiento frito (a qué si no) que a mi me parece simplemente perfecto junto a la tortilla. Pero si queremos hacer un plato más ligero, podríamos también hornearlos. Tan sólo habría que tener cuidado de que queden algo inclinados, para que no se salga el huevo, e ir dándoles la vuelta de vez en cuando hasta que estén hechos.

En cualquier caso, presentados tanto enteros, como cortados de forma que los sirvamos de tamaño de bocado tendremos un plato vistoso, rico, y que casi no tendremos tiempo de mirar dos veces ¡vuelan!

Ingredientes:

500g de patatas, 5 huevos, 1 cebolla (como en toda tortilla, es opcional), 4 pimientos verdes tipo italianos, 4 pimientos rojos alargados, sal, aceite de oliva virgen.

Como preparar los pimientos rellenos de tortilla de patata:

Comenzamos preparando las patatas como si fuéramos a hacer una tortilla normal, pero tan sólo tenemos que tener la precaución de cortar las patatas algo más pequeñas, para que entren bien en los pimientos.

Pelamos, lavamos y cortamos las patatas: primero a lo largo, y luego en rodajas de un par de milímetros. Picamos la cebolla y la mezclamos con las patatas. Salamos y freímos en una sartén con abundante aceite de oliva caliente, si hace falta en dos tandas. Para que se hagan antes, a mi me gusta ponerles una tapa e ir vigilando y removiendo cada varios minutos, para que no se peguen. Tienen que quedar blandas pero no doradas. Las escurrimos bien del aceite, y las dejamos escurrir unos minutos sobre un colador, para que suelten la mayor cantidad de aceite. Podemos aplastarlas ligeramente.

De mientras, batimos los huevos y les añadimos una pizca de sal. Limpiamos los pimientos y les quitamos la parte del tallo y las pepitas, con cuidado de que no se rompan.

Cuando tengamos las patatas hechas, las mezclamos con el huevo, y con ayuda de una cucharita, vamos rellenando los pimientos. Para ello, al tratarse de pimientos largos y delgados, tendremos que ir empujando con cuidado hacia adentro, para que baje el relleno bien hasta abajo. Terminamos de rellenar con algo de huevo, y colocamos los pimientos en vasos, para que no se salgan hasta la hora de freír.

En la misma sartén de las patatas pero con mucho menos aceite, freímos los pimientos por tandas. Enseguida cuajará el huevo, de manera que no se saldrá por la sartén. Vamos dándoles la vuelta con cuidado, hasta que el pimiento esté bien hecho. En ese tiempo, la tortilla estará perfectamente cocinada.

Los sacamos y colocamos en un papel de cocina para que suelten el aceite sobrante, mientras freímos el resto.

Dificultad: Media

Tiempo de preparación: 1 hora

Presentación:

Colocamos los pimientos en una fuente y los salamos por encima. Podemos servirlos cortados en rodajas en diagonal, de un par de centímetros, de manera que queden de tamaño de bocado, o intercalarlos con pimientos enteros, como hemos hecho nosotros.

Estos pimientos rellenos de tortilla de patata se pueden servir perfectamente fríos, pero a mi me gusta servirlos templados. Si no están recién hechos, se pueden meter sin problema unos minutos al horno para que se templen.

Popularidad: 26% [?]

4 Comentarios »

Déjanos tu comentario!

Add your comment below, or trackback from your own site. You can also subscribe to these comments via RSS.

Be nice. Keep it clean. Stay on topic. No spam.

Puedes usar estos tags:
<a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <strike> <strong>

Para usar Gravatar, regístrate en Gravatar.